Croquetas de pollo

Recetas de croquetas de pollo

Croquetas de pollo y jamón

En mi casa siempre se aprovechan las sobras para hacer croquetas. ¿Que ha sobrado pollo del arroz de ayer? Pues lo desmenuzo y hago unas croquetas de pollo. ¿Qué no tengo suficiente cantidad de pollo para hacer unas croquetas? Pues le añado jamón serrano para aumentar la consistencia y el sabor.

Y creo que como yo, en muchos hogares se utilizan las sobras para este fin. Y así casi sin querer, haces un plato super rico y aprovechable.

Croquetas de pollo y jamón

Lo mejor de las croquetas es que le puedes añadir cualquier otro ingrediente que tengas a mano, huevo cocido, queso, bacalao...

INGREDIENTES PARA 16 CROQUETAS

  • 2 cucharadas de mantequilla sin sal
  • 3 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
  • 200 gramos de pollo cocido
  • 100 gramos de jamón serrano
  • 1/2 cucharadita de nuez moscada
  • Sal y pimienta negra recién molida
  • 100 gramos de harina tamizada
  • 750 ml de leche caliente
  • 2 huevos grandes
  • Pan rallado
  • Aceite de girasol, para freír

COMO HACER ESTA RECETA

En una sartén grande a fuego medio, derrite la mantequilla en el aceite de oliva. Cuando empiece a burbujear, añade la harina tamizada y revuelve todo con unas varillas hasta que la harina empiece a tomar un color dorado.

Vierte lentamente la leche caliente y no pares de revoleo hasta que veas que la mezcla comienza a espesar (unos 3 minutos).

En ese momento, añade el pollo picado y el jamón troceado, sazónalo con sal y pimienta negra (ten cuidado con la sal ya que el jamón serrano suele estar un poco salado).

Deja que cueza todo a fuego lento durante 3 minutos, revolviendo ocasionalmente. Cuando tengas una masa semi líquida, traspásala a un recipiente liso para que enfríe completamente.

Después, cúbrela con film e introdúcela por lo menos 1 hora en el frigorífico. Divide la masa de croqueta en 16 porciones iguales. Con las manos engrasadas, dale forma oval a cada porción de masa.

En un plato hondo, bate los huevos, y en otro plato añade pan rallado. Embadurna cada croqueta, primero en el huevo y luego en el pan rallado hasta cubrirlo por completo.

En una sartén grande, calienta abundante aceite como para cubrir casi por completo las croquetas. Fríe cada croqueta y voltéalas para que se doren por todos los lados, unos 3 minutos.

Saca las croquetas a un plato con papel absorbente y sírvelas inmediatamente.

Maridaje sugerido: Un vino blanco Rioja seco combinará a la perfección con la sutileza de la croqueta.

Notas.

Puede usar las partes del pollo que quieras. El requisito es que esté cocido y picado finamente. La pechuga es más seca, pero no tienes que deshuesarla, el muslo es más jugoso, pero deberás separa cuidadosamente la carne del hueso y las ternillas.

El jamón también puede ser el que prefieras. Cuanto mejor sea el jamón más sabor le dará a las croquetas.

Puedes preparar la masa de las croquetas y refrigerarlo durante 2 días.